sábado, 5 de septiembre de 2009

Bien, Buen, Buenas La triple B de las mañanas


ESA CAJA BOBA QUE NOS TRATA COMO IDIOTAS


Bien Despierto (12), Buen Día Uruguay (4), Buenas y Santa (10), junto con la Noticia y su Contexto (5), hacen las delicias de las mañanas de la televisión abierta. Una delicia empalagosa, recubierta de una jalea de buen humor y entretenimiento.

Por Matías Rótulo

Abrir los ojos es toda una experiencia diaria cargada de la emotiva música que acompaña la emotiva presentación de “Bien Despiertos”. Sus conductores remando, y remando por un río… No es un sueño, es verdad.

Remando como cada mañana en un programa que tiene los siguientes condimentos: La presentación, los cuatro (¿para que tantos?) conductores saludando con cara de felicidad. De inmediato tras hacer algún comentario del “tiempo loco”, o de la teta que se le escapó a una modelo en lo de Tinelli, dan la propuesta del día para que la gente opine, motivada por quien sabe qué noticia del día. Yo que sé, por ejemplo: “un tipo le tiró un hueso a su perro y le pegó al abuelo en la cabeza”. De inmediato preguntamos al público (léalo con voz de María García haciendo un agudito al final de cada palabra) “Queremos saber cual fue su tirada de hueso al perro más graciosa, llame y opine”.

Más tarde está la clásica lectura de diarios y la consecuente opinión de la noticia repitiendo lo que dice algún periodista, que como todo ser humano se puede equivocar, aunque estos programas mañaneros no verifican la noticia, y hasta repiten las opiniones vertidas por los periodistas de diarios (gente rara), como si fuera una opinión propia.

Luego tendremos cocineros en vivo que se hacen los graciosos, entrevistas serias, entrevistas a auspiciantes, el meteorólogo que también se hace el gracioso (Ramis) y es el motivo de burla de toda la audiencia y conductores de Radio Futura. Y el infaltable móvil desde algún lugar “casi siempre pacato” de Montevideo. Tampoco faltará el horóscopo, la repetición de la escena de “Valientes” (12) dónde parece que fornican dos personajes, pero a diferencia de las otras fornicadas, esta ves parece que lo hacen en un taxi, que diferencia de las otras fornicadas en un taxi, el taxista era un travesti. No nos olvidemos de la repetición de “Show Match”, por si alguien se perdió de algún hecho estúpido de la televisión nocturna.

Por su lado, Buen Día Uruguay tiene, una propuesta para que la gente opine, siempre parecida a la fornicación de Valientes en cuanto al sentido. No falta la eterna improvisación de sus conductores, y la siempre bienvenida repetición de los programas de Canal 4. Además de la abusiva tomadura de pelo interna que no deja de lado a la movilera, que tal vez sea lo mejor del programa. Ella actúa a una chica que se equivoca mucho frente a una cámara y dice miles de disparates como que no supiera nada de nada. ¡Una delicia! Felicitaciones al que se le ocurrió que podría ser esto un punto alto de verdadero humor en el programa, como parodia al resto de los movileros. ¡Felicitaciones Federica!

Buenas y Santas tiene lo mismo que estos dos programas, pero además del mal humor de sus conductoras, un espacio propio donde un conductor de Radio Carve se ocupa de opinar sobre las noticias de los diarios del día. Por lo menos Bien Despiertos lo hace con sus propios conductores ¿Las conductoras de Buenas y Santas no pueden abrir un diario y opinar sobre las noticias? ¿Qué hace de especial el periodista de Radio Carve al leer los diarios? ¿No hace lo mismo que puede hacer cualquier mortal frente a un diario? Por cierto, Radio Carve hace un programa de casi cinco horas diarias de mañana leyendo las noticias de los diarios, y a veces no cita las fuentes y las da como propias.

También Buenas y Santas, para no ser menos repite los programas de Canal 10, no sea cosa que la gente prefiera la repetición de “TVR” o “Zapping” en los otros dos canales, que a su vez repiten programas de televisión.

De mañana

Los programas de la mañana tienen la manía de darnos a nosotros, los televidentes, algo entretenido, por no decir “descontracturado”. Todo para que el resto del día uno la pase más liviano. Si hay algo que destacar, mencionaré las recetas de cocina económicas que la información, las entrevistas de salud, educación y el fomento de la cultura. La diversión nunca está mal, aunque se puede ser divertido e inteligente la vez, sin la necesidad de ser por momentos vulgares, o refiriéndose al sexo constantemente en un horario de protección al menor. Son tres programas se copian unos a otros demostrando que no pueden generar ideas ni buenas o malas ya que se sigue sin pensar en el televidente, sino en cuantos televidentes nos miran. Podrían empezar a copiarle a La Noticia y su Contexto, del cual me referiré la próxima semana, sino es que me quedo durmiendo después de ver Bien, Buen, Buenas, la triple “B” de la mañana en la televisión.


Semanario Voces, número 225.