lunes, 6 de febrero de 2012

UTU autónoma: proyecto sin apoyo de ANEP y MEC






El proyecto de crear una UTU autónoma, lo que determinaría la reforma de la Ley de Educación aprobada en 2008, fue acordada ayer en la Cumbre Educativa que se mantuvo entre la oposición y el gobierno. Pero el proyecto carece del apoyo definitivo tanto del Frente Amplio (FA) como de la mayoría de las autoridades del gobierno educativo. 

Por Matías Rótulo (publicado el 25/01/12 en La República)

El ministro Ricardo Ehrlich está tratando de mediar entre las posiciones de quienes rechazan el proyecto de crear una UTU autónoma. Si bien se llegó ayer a un acuerdo entre el Poder Ejecutivo y la oposición al respecto, la propuesta tiene solo el aval del consejo de UTU, el sindicato de UTU, pero no del director de educación Luis Garibaldi y de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP).
El Poder Ejecutivo trabajó conjuntamente con el Consejo de Educación Técnico Profesional (CETP), más conocida como la UTU, en la elaboración de un proyecto que reforme la institución. La reforma transita en crear una UTU que funcione como ente autónomo. Para eso se necesitarán mayorías especiales a nivel parlamentario, algo que hasta el momento parece difícil de alcanzar. A esto se suma que los propios cargos de confianza del presidente Mujica en el ámbito de la ANEP y el MEC no están de acuerdo con el proyecto. Esta propuesta generó discrepancias tanto a nivel político como gubernamental. En la misma interna del Frente Amplio (FA) aún no están laudadas las diferencias.

Pero el punto de inflexión es a nivel de las autoridades del gobierno de la enseñanza. Los cargos de confianza política del presidente José Mujica no están de acuerdo con la propuesta y plantearon, al ser consultados al respecto a nivel del Frente Amplio, la necesidad de seguir trabajando en los acuerdos interpartidarios y en la instrumentación de la Ley de Educación.
El residente de la ANEP José Seoane, y la vicepresidenta Nora Castro, habrían manifestado en la interna de sus instituciones, así como a nivel político (según fuentes de LA REPÚBLICA) su rechazo a la propuesta. LA REPÚBLICA intentó ayer sin éxito comunicarse con los jerarcas. De la misma forma se habrían manifestado el director de Educación del MEC Luis Garibaldi y la subsecretaria María Simon, según fuentes tanto del Ministerio de Educación como del Frente Amplio. Según fuentes del gobierno, la remoción de Simon no responde a discrepancias por este proyecto de ley.
A nivel de los consejos educativos la oposición también surge de los representantes políticos. El consejero de Primaria Héctor Florit manifestó también su desaprobación al proyecto, tras ser consultado por LA REPÚBLICA.
Pero las discrepancias llegaron a generar rumores sobre alejamientos voluntarios y destituciones de cargos que no se han concretado. La oposición al proyecto por parte del director de Educación del MEC Luis Garibaldi, uno de los redactores de la Ley de Educación aprobada en 2008 fue una de las posturas más debatidas, tanto que desde la interna política se planteó la posibilidad de que sea destituido. “A mí nadie me ha comunicado nada sobre la posibilidad de que deje mi cargo, y tampoco he pensado en renunciar” explicó Garibaldi a LA REPÚBLICA. Según supo LA REPÚBLICA, el propio ministro de Educación, Ricardo Ehrlich, manifestó el apoyo a Garibaldi al frente de la Dirección de Educación tras conocerse la posición del jerarca
Luis Garibaldi, maestro de profesión ocupa desde el período de Tabaré Vázquez la Dirección de Educación del MEC. Dijo ayer a este matutino que “yo estoy acompañando el proceso que está desarrollando el Frente Amplio para llegar a acuerdos para extender y diversificar la educación Terciaria en todo el país formando técnicos superiores en todo el país”. Explicó que “no importa si se llama Universidad Tecnológica o Instituto Terciario Superior, sino en el cometido que debe tener”. Aclaró que “estoy de acuerdo con los avances que se dieron a nivel interpartidario” (hace referencia a los acuerdos previos a la reunión mantenida ayer), en referencia a los avances en educación Terciaria “pero no es la UTU, y ni siquiera el ITS”.
Una propuesta resistida
El Estado debe crear el Instituto Terciario Superior (ITS) creado en la Ley del año 2008, la número 18.437 lo que para buena parte de los actores políticos, cumpliría la misma función que la UTU. Otro de los entes a crear es el Instituto Universitario de Educación (IUDE) que formará a maestros, profesores y maestros técnicos. A su vez, debe ser creado el Consejo de Educación Media Básica y Media Superior, separando así ambos niveles. El consejero de Secundaria Daniel Guasco dijo que “se está trabajando para establecer lo que expresa la ley”.
Hasta antes de asumir el actual gobierno, nadie esperaba una nueva reforma de la Ley de Educación. El Poder Ejecutivo lanzó lo que fue presentado en diciembre como “la UTU del siglo XXI”. El proyecto propone que la institución, hoy bajo el ala administrativa del ente autónomo ANEP (Administración Nacional de Educación Pública), pase a ser un ente autónomo.