jueves, 14 de enero de 2010

Promueven que la salud detecte el maltrato infantil


MAPA DE RUTA. LIBRILLO INDICA CÓMO DEBEN ACTUAR LOS PROFESIONALES

Nueva herramienta para la prevención de maltrato y abuso infantil.

Por Matías Rótulo

El área de la salud tiene una nueva herramienta para detectar abusos a niños y adolescentes, una vez que estos son atendidos en los servicios tanto públicos como privados. Las leyes que protegen a los niños y adolescentes, así como los tratados internacionales, condenan el maltrato tanto físico como psicológico de quienes son los más débiles antes los hechos de violencia. Igual que en la enseñanza, los trabajadores de la salud cuentan ahora con un mapa de ruta que desarrolla un protocolo de trabajo, para que los funcionarios, trabajando en red, puedan actuar ante casos de violencia a niños y adolescentes. El mapa de ruta fue presentado ayer en la Asociación Española, a recomendación del representante de Unicef en Uruguay Egidio Crotti, como manera de comprometer a las instituciones privadas a emprender un camino conjunto hacía la prevención y disminución de la violencia hacia los niños y adolescentes. El manual de 47 páginas, define la violencia y detalla sus características.

Violencia es "el uso deliberado de la fuerza física o el poder, ya sea en grado de amenaza o efectivo contra uno mismo u otra persona...", dice, de acuerdo a la definición de la Organización Mundial de la Salud. Se refiere al maltrato emocional o psicológico, el abandono o negligencia, el maltrato físico, el abuso sexual, tanto comercial como no comercial".

LINEAMIENTOS

Según un estudio del Ministerio de Desarrollo Social realizado en 2008, y tras consultarse a 1.100 personas mayores de 18 en la zona metropolitana, el 53% de los consultados dijo que alguna vez practicó acciones violentas moderadas ante menores, y un 36% que frecuentemente las practicaba.

En el caso del maltrato severo la relación era de 13,8% (alguna vez), y el 7,8% (frecuentemente). Pero lo que más prevalece es la violencia psicológica, en un 58 % en el caso de los que indicaron que la ejercían frecuentemente. El mapa de ruta al cual accederán los trabajadores de la salud pública contiene lineamientos específicos de trabajo, centrándose en primera instancia en la prevención, y en segundo lugar "en la prestación de atención". "Debemos procurar que todos los trabajadores de la salud trabajen bajo estos lineamientos, pero que a su vez se prevenga, y se eduque", dijo ayer la ministra de Salud Pública, María Julia Muñoz. Unicef, y el Ministerio de Salud Pública (MSP) presentaron ayer en la Asociación Española el mapa de ruta que estará disponible en todos los centros de salud. Fue elaborado por el Programa de Salud de la Niñez, dirigido por el pediatra Jorge Quian (Asociación Española). Sirve también para que desde el sector de la salud se promueva y defiendan las normativas tanto nacionales como internacionales en cuanto a la protección de los derechos de niños, niñas y adolescentes.

Publicado en La República Nº3508