lunes, 4 de marzo de 2013

Fitzgerald Cantero: “No estoy de acuerdo cuando Pedro dice que toda la sociedad es batllista”


Por Matías Rótulo y Alfredo García/ Fotos Rodrigo López (publicado en Voces el 28/02/13)

Es joven, politólogo, seguidor de Bordaberry y batllista a ultranza. Empezó como edil en el 2004 y ocupa hoy un puesto en el parlamento pero no se mudó de su barrio, Maracaná. Es la prueba viviente del ascenso social posible en el Uruguay del siglo XXI o del “self made man” oriental. Es pragmático y estudia los temas que le interesan. Es hábil y no se calla lo que piensa. En definitiva, es uno de los adversarios peligrosos que le están surgiendo a la izquierda en filas de la oposición.

¿Hiciste militancia estudiantil? 
 No, en la facultad iba a reuniones de un grupo, pero no. Me parece que ahí tenés que resolver, o hacés la carrera o hacés la militancia estudiantil. Entré a la facultad en el año 2001 y venían gurises del 97 y algunos hoy todavía no se recibieron. Yo quería recibirme…

¿Eras buen estudiante?
Tuve una profesora de Economía en facultad que nos decía: “Muchachos, ser estudiante es culo en la silla”. Es sentarte a estudiar, leer y darle para adelante. Cuando iba a la escuela mis viejos me mandaban a estudiar inglés y computación. Yo venía de la escuela y quería ponerme a jugar a la pelota y me decían: “Hasta que no termines los deberes y vayas a inglés, no vas a jugar”. Eso de chico te va generando una disciplina.


¿Pensás que te puede jugar en contra darles a los jóvenes el mensaje de “estudien y no militen”, desde el punto de vista político?
Les diría que militen y estudien, que hagan las dos cosas. Arranqué con militancia social, me metí en una comisión del barrio y después directamente a la política. No hice militancia estudiantil pero no reniego de eso. ¡Arriba todos los que la hacen!

¿Venís de trayectoria colorada familiar?
Claro, mi viejo acompañaba en un club de la 85 de Tarigo. La familia de mi vieja, que es de Florida, es toda blanca, y la única colorada es ella y mi viejo sigue una tradición colorada pero eran militantes de barrio. Nunca tuvieron la aspiración de proyectarse como dirigentes.

¿Sos batllista?
Sí, soy batllista antes de ser colorado. La obra del batllismo me parece espectacular. Creo que hoy sigue vigente el batllismo, creo que es una ideología y que la salida que hicieron Europa y Estados Unidos a la crisis, es una salida batllista porque acá hubo una gran confusión de una especie de asociación del batllismo con el estatismo. El batllismo es igual a estatismo… ¡no señor, no es así! El batllismo es el Estado como escudo de los débiles y como equilibrador de la diferencia entre la sociedad.

¿Quién sería el representante del batllismo hoy?
Creo que es una ideología que tenés que sentir. Hoy por hoy se aplican cosas que son y cosas que no son, de todos lados. El año pasado hicimos un congreso ideológico donde discutimos bastante y pretendimos actualizar esa concepción republicana reformista que entendemos que es la esencia del batllismo. Tampoco se trata de hablar de Batlle y Ordóñez todos los días. ¿Para qué sirve la ideología?, ¿para qué sirven los principios?, para saber que esta es mi matriz y de acá no me muevo. Puedo ser pragmático en determinadas cosas, pero si esas cosas afectan mi matriz de ideología, estoy en problemas.
 
El batllismo trascendió al Partido Colorado en la sociedad uruguaya. Hay una concepción batllista en mucha gente.
No estoy de acuerdo cuando Pedro dice que todos son batllistas o que toda la sociedad es batllista. Todos no. Hay sectores que algunas cosas sí y otras no, claramente. Me enojo cuando veo que algunos afirman que el Frente Amplio es batllista. Hay tres elementos fundamentales en el Frente Amplio hoy que demuestran que no es batllista. Uno es la lucha de clases que está dentro del programa del Frente Amplio de 2009. Claramente Batlle y Ordóñez rechazaba la lucha de clases y decía que la revolución era mala palabra. Otra es el Impuesto a la Renta, Batlle era claramente contrario al Impuesto a la Renta y el otro, el respeto a los pronunciamientos ciudadanos. Esos tres componentes son cosas muy fuertes que me llevan a afirmar eso. Lo que hizo Batlle y Ordóñez fue mirar al mundo y los países donde las cosas andaban bien y después proyectó a 30 años en nuestro país cómo tenían que andar las cosas.

 ¿Por qué fracasa el modelo que él proyectó?
El modelo cayó porque el mundo había cambiado en la década del 50 y hubo buena parte de la dirigencia que no lo advirtió, de ahí la gran lucha entre Jorge y su padre Luis.

¿Quién tuvo razón, Jorge o Luis?
Jorge. Lo queremos mucho a Luisito, tengo un cuadro de él en casa, pero terminó la guerra de Corea en el 53 y el tipo no logró advertir que tenía que ir para otro lado y que no tenía que cerrarse sino abrirse. Esa fue parte de la cuestión de la caída de aquel Uruguay pero hay componentes de la ideología que deberíamos de seguir preservando.

¿El batllismo y el socialismo están emparentados?
En el batllismo y el socialismo hay raíces comunes. Tenemos una gran discusión con nuestros dos ex presidentes sobre la socialdemocracia. Fui a verlos para conversar y Jorge me dijo que nosotros no podemos ser socialdemócratas porque la socialdemocracia tiene una raíz marxista. Cuando veo a Julio, él me reivindica la socialdemocracia. Le conté a Julio lo que me dijo Jorge y me respondió que hay una parte de la socialdemocracia que no tiene raíz marxista. Creo que el Frente Amplio tiene una coalición de ideologías. Por ahí, algunos tienen un pensamiento más cercano al batllismo.

El socialismo es anterior al batllismo.
En Uruguay no. Frugoni sale diputado cuando el batllismo le da los votos. El socialismo en Uruguay no se necesita porque está el batllismo. Está la discusión de si murieron o no las ideologías…

¿Murieron?
No, se van reconvirtiendo.

¿Y la derecha y la izquierda?
A mí la derecha y la izquierda me sirven para una construcción de análisis. Hay situaciones en las cuales mirás determinados temas… estar en contra del ICIR, ¿es de derecha o es de izquierda? El gobierno de Lula en Brasil, ¿tomó medidas de derecha o de izquierda? Me parece que hay algunos (creo que Mujica es uno), que no reivindican la lucha de clases sino una confrontación entre buenos y malos. El malo es de derecha. La izquierda ha sido muy efectiva en crear etiquetas y en esas etiquetas darle un contenido pero estigmatizándolo. Hay que leer las cosas que decía Huidobro en el 2004… que el Partido Colorado iba a financiar la campaña electoral con el aeropuerto de Carrasco y hoy le extienden el plazo de la concesión a Eurnekian. Entonces qué es de izquierda y qué de derecha es una discusión que me parece que no ayuda a hacer un debate que te permita ver cómo nos paramos en determinados temas. Me parece que Mujica imita mucho de los Kirchner (y más Lucía que Mujica). Claramente Topolansky ha dicho que ella desearía tener una Cámpora, que los jóvenes de ella armaran una Cámpora como los jóvenes kirchneristas. Esa es la lógica de la división, de la confrontación y de fomentar el odio y el rechazo.

Apunta por el lado de gente joven moviéndose. 
Si yo fuera frenteamplista le diría a Topolansky: “No miremos a la Cámpora, miremos al propio Frente Amplio que fue exitoso en movilización de jóvenes”. No tenemos que buscar ejemplos afuera y menos de esos tipos que son adoctrinados y tienen una única forma de pensar y que ven al adversario como a un enemigo.

Ninguno ha sido tan dialoguista con los otros partidos como Mujica. 
Lo reconozco. Le podés discutir si de la conversación surge algo. El año pasado acompañé a Germán Cardozo y Cersósimo para llevarle propuestas de seguridad y estuvimos hablando cuarenta minutos. Le llevamos los proyectos que habíamos presentado en el Parlamento para que los tuviera a mano. Salimos sin nada en concreto… también es un arte y le reconozco las puertas abiertas para conversar.

Y juntar a todos los intendentes como lo hace a cada rato.
Es una estrategia política que está adentro de su juego y le ha salido bien, pero hace que los intendentes puedan tener algunos cortocircuitos con los partidos. Puentea a los partidos, arregla con los intendentes. Los intendentes son tipos que quieren resolver los problemas, no aplican la ideología. Tienen que gestionar porque la gente tiene que ver que hacen cosas. La reforma del 96 fue buena en ese sentido, en desligar las elecciones departamentales de las nacionales. Tuvo otros problemas la reforma del 96.

Le pregunto al politólogo: ¿el balotaje sirve?
Sí. En el sentido de que el tipo que gana lo respalda la mayoría, es mucho más legítimo que tener un presidente con el 30% de los votos como teníamos. Además, me parece bueno que quien gane la presidencia (adhiero a la teoría republicana) tenga el menor poder posible y que se tenga que sentar a negociar con todo el mundo para construir. Otra discusión es el sistema parlamentario.

Hay un tripartidismo fuerte. Eso posibilitaría un gobierno parlamentario.
Creo que van a seguir existiendo cuatro partidos o más.

¿Ves alguna perspectiva con el candidato Bordaberry?
Sí, creo que tenemos chance de pasar al balotaje. Estoy convencido, el tema es que hay que trabajar y armar un buen plan de gobierno. El sordo González dijo que Bordaberry no tiene techo y que no es de dudar que esté en el balotaje.

¿Pensás que desde el electorado de izquierda se pueden pasar votantes a Bordaberry en particular, con su historia y con lo que ha construido en los últimos años?
Sí, creo que hay parte de votantes frenteamplistas -que no sé si son frenteamplistas-, que lo ven con simpatía. Seguramente son los menos. Tuvimos algunos datos después del debate con Michelini donde hay gente dentro de la izquierda que no tiene simpatía por Michelini, que la tuvo con Pedro por ese debate. Hay gente a la que le pesa que sea Bordaberry… sí, pero hay gente que disocia y dice que el viejo fue una cosa y el hijo es otra -y él ha demostrado ser otra-, y lo mejor es que te juzguen por lo que sos y no por lo que hicieron tus antepasados. Además, en el libro que escribió sobre el tema dice expresamente que no comparte lo que hizo el padre.

¿Pedro deja crecer?
Sí, pero la mejor muestra es que se puso al hombro las elecciones juveniles. La secretaría general del partido, la pudo mantener por cinco años pero decidió abrir: Ope, Martha, etc.

¿No le falta amplio espectro al partido Colorado?
No se le puede pedir a un sector (en este caso a Vamos Uruguay) que trabaje a media máquina para que crezcan otros. Quiero que Proba (Propuesta Batllista) crezca y además, que su candidato dispute la interna y esté cabeza a cabeza. A nosotros, que salimos a la interna a juntar votos, a buscar que la gente vaya a votar porque con eso armamos la lista de diputados. No me sirve una interna donde ya esté todo el pescado vendido. No me sirve que haya un 70 – 30 como fue la pasada, me sirve que se plantee la duda de quién gana y, lamentablemente, no lo tuvimos en el 2009 ni en el 2004. Lo tuvimos en el 99 con Batlle y Hierro y fuimos uno de los partidos más votados en la interna. Ahí hubo mucho voto del frentista que dijo: “Vamos a votar a Batlle que es el eterno perdedor”.

Dijiste que seguramente entrarán en el balotaje, por lo tanto alguno de los dos partidos va a tener que caer. 
Ganamos nosotros, caen los blancos. Hay una realidad, todos los partidos tenemos votos estructurales. Para mí, el voto estructural del Frente Amplio anda en el 28 o el 30%. Cómo sacás del balotage a un partido que tiene ese porcentaje. No lo sacás. Es muy difícil Montevideo porque buena parte de ese porcentaje está acá. Si hablamos de un 30% estamos hablando de 750.000 ciudadanos de los cuales 500.000 están acá. Es el 50% de los montevideanos. Sacar al Frente Amplio de Montevideo (aunque haga la peor gestión) es muy difícil.

Aunque se unan blancos y colorados, no tiene vuelta.
No es una cuestión matemática. A la prueba está lo que pasó en Salto, en San José, en Paysandú… la gente hace otro razonamiento. ¿Quién va a ser mejor intendente?... no me importa a quién vote en octubre. En Salto dijeron: “Voté a Frente Amplio en octubre, pero en mayo lo quiero votar a Coutiño”.

¿Bordaberry 2019?
Bordaberry 2015, presidente.

Acabás de decir que el voto estructural es muy importante, si hay balotaje es probable que gane el Frente.
También es probable que gane Pedro.

¿Les van a ganar a los blancos?
Claro, nosotros a balotaje. No tengo dudas que vamos a sacar más votos. No veo que se esté repitiendo una lógica de tercios como en el 94, pero veo una votación donde...

Va a estar el Frente con 40% y algo, y 20 y 20 más o menos cada uno.
Sí, más o menos y nos veo a nosotros pasando a balotaje. Veo probabilidades. Si no las veo, bajo la cortina y me voy para mi casa. La política no tiene lógica.

Pero hay tendencias.
Es más, tampoco es algo pronto si Vázquez es candidato. Entonces, por más que haya un voto estructural importante, va a depender mucho de lo que pase este año y el que viene con el gobierno. Va a depender mucho de qué propuestas y modelo de país vamos a proponer y de cómo se arme la campaña. Por supuesto que los rivales juegan pero…

¿El Partido Colorado prefiere a Vázquez como candidato, o a otro?
Primero, nuestro objetivo es ganar. Tenés que ganar en octubre en la interna, tenés que pasar a segunda vuelta y ganarla, esté quién esté adelante si no, marchaste. Obviamente, por los números que se manejan, no es lo mismo el Frente Amplio con Vázquez que sin Vázquez. Tampoco que esté Vázquez le asegura ganar. Me llamó mucho la atención una encuesta que sacó Botinelli en diciembre donde demostraba una caída de seis puntos que le decía: “la estrepitosa caída de Vázquez”. No concluí para qué lado analizar esas afirmaciones pero que demostraban una señal de alerta para el Frente Amplio… no tenés el caballo del comisario. Eso está bueno en términos de salud del sistema.

Un tipo de 75 contra uno de 50 y pocos… ¿la edad influye?
No me parece.

En el país hay 100.000 habitantes nuevos en cada elección, ¿no?
Desde el 85 para acá, los únicos presidentes con 40 y pico de años fueron Sanguinetti y Lacalle. No me parece que sea determinante. Si el Frente saca a Vázquez y pone a un joven, no me parece que tenga más chance. Veo que lo que importa son las propuestas y cómo te plantes. Vázquez la tiene muy complicada. Sos un outsider de la política, fuiste el primer intendente de la izquierda, te mantuviste outsider de la política. Frente a cualquier lío municipal el tipo aparecía en el hall de la intendencia con la túnica diciendo: “Yo soy médico… no sé esto qué es”, con cara de “yo no fui”. Fuiste el primer presidente de la república del Frente Amplio, te vas con una popularidad del 80%, dejás encaminadas un montón de reformas… competir, ganar, gobernar en una situación que desde el punto de vista económico no va a ser la misma que agarró en el 2005… va a tener turbulencias. A la gente cuando le tocás el bolsillo, olvidate de las simpatías. Hay miles de ejemplos, el propio Jorge Batlle, que arrancó con una simpatía enorme y terminó con un 10%. Arriesgás ese capital de quedar en la historia como un tipo que fuiste el primero, todo el mundo te quiere y te adora, a tener que hacer ajustes fiscales, salir a dar malas noticias, con una edad considerable (va a terminar con 80 años). Tener que pensar la campaña, ¿cómo la hace? Defendiendo la gestión de Mujica, defendiendo algunas cosas que se han hecho y él no comparte. Hoy metí un tweet: ¿qué opina Tabaré Vázquez de la declaración del Frente Amplio sobre el Poder Judicial? Tiene razón Jorge Batlle,… “el mudo” porque no habla, no le conviene hablar de algunas cosas.

Y cuando habla la embarra, acordate del colegio Monte Sexto.
¿Eso fue un error?

¿Fue premeditado?
 No creo que eso sea un error, ¿por qué aparece una cámara ahí, nadie le avisó?… era Canal 4. ¿Por qué estaban todos los periodistas en la puerta cuando salió?

 ¿Fue una jugada para la derecha?
 No, para la interna del gobierno. Una de las grandes diferencias entre el gobierno de Mujica y el de Vázquez es la relación con Argentina. Además, lo demuestra cómo se paró el sistema político que respaldó a Vázquez en eso… y lo bien que hizo. Llegó Mujica y lo cambió absolutamente. Como batllista y colorado me sentí avergonzado por lo que le hizo Cristina Fernández a Vázquez porque se lo estaba haciendo a todo el país, cuando asume estaba nuestro presidente sentado ahí representando a nuestro país y en su discurso ella dice lo que dice. El tipo se la bancó, puso cara de diplomacia. No era una ofensa al Sr. Vázquez, era una ofensa al país. Eso notoriamente cambió con Mujica que de alguna manera hace un corte con lo que fue parte de la política internacional del gobierno anterior que tuvo otras intenciones. Por ahí, no cuajó pero marcó otro relacionamiento con Estados Unidos (patrón del norte para Mujica).

¿Qué tendría que hacer Bordaberry con Argentina, si asume el 1 de marzo de 2015?
Lo que tenemos que hacer es cumplir con el derecho internacional, tener una relación como la que deben tener los países. Acá vemos que Mujica se ha dejado pasar por arriba. Esa genuflexión hacia Argentina, todo el tiempo perdonarle los desplantes…

 Pararte frente a Argentina, ¿de qué manera?
Lograr el respeto internacional que es muy importante. Nos respetan por la seriedad, por tener la defensa de la soberanía y poder hacer valer el derecho internacional. El FMI acaba de condenar a Argentina porque Estados Unidos pidió que la condenara. Cuando hacemos determinadas concesiones como por ejemplo el tratado de doble imposición con los argentinos. ¿Cuál es la excusa? Lo que pasa es que la OMC nos castiga. Pero, ¿no tenemos la posibilidad de ir a la OMC y pedirle el apoyo al resto de los países para que no nos castiguen? ¿No hicimos la gestión? 

¿Pensás que la OMC se va a definir a favor de Uruguay y en contra de Argentina?
Hagamos la gestión. Hablemos con quienes mandan en la OMC y veamos.

¿Sos nacionalista?
No, al contrario. El nacionalismo les hace mucho mal a los países. Quizás el país más nacionalista que hay es Francia. Me paro así con Argentina, con Brasil y con el que sea porque tenemos que defender…

Brasil nos ha vacunado más que Argentina y, sin embargo, no hay esa reacción tan fuerte. 
Además, ¿qué ha logrado Mujica con todo esto?

 Los puentes ya no están bloqueados.
Después de cinco años, después de la sentencia de La Haya. Estaban bloqueados porque el gobierno argentino quería que estuvieran bloqueados. Ahí había intereses políticos y hasta locales del propio kirchnerismo. ¿Cuánta gente tenemos hoy en seguro de paro por empresas que han sido trancadas con la entrada de sus productos a Argentina?

Tenemos 6% de desempleo, nunca fue tan bajo.
Sí, pero no deberíamos tener a esa gente en seguro de paro. Pero te lo acepto y ojalá que nuestro desempleo estructural, que andaba en el 8% sea del 5, del 4 o del 3. Aplaudo y no me importa quién esté en el gobierno, pero hay una realidad… en la calle no ves la situación que pintan los números porque la gran mayoría de los trabajadores son los famosos diezmilpesistas y que se les complica para mantenerse con el costo de vida altísimo.

¿Cómo va a ser la campaña? ¿Van a ir contra la gestión de Tabaré?
Me parece que el principal contrincante que va a tener Vázquez es el gobierno de Mujica, porque todo aquel que es candidato del partido que está en el poder tiene ese escollo. Para armar nuestro discurso opositor a Vázquez (o al que sea el candidato del Frente Amplio) no vamos a ir contra la persona. Vamos a ir contra la propuesta y contra lo que han sido estos dos gobiernos. Vamos a trabajar en determinadas medidas y políticas públicas que no han sido exitosas. Hemos hablado un poco de seguridad. Es un tema importante y lo comparto pero hay un gran problema en la educación, a mí me importa más a educación que el resto. Es la clave. En el tema educativo me parece que el Frente Amplio generó una expectativa enorme que no cumplió y que es a todo nivel porque estamos hablando de educación secundaria, primaria, la universidad que viene gobernando la izquierda hace cincuenta años.

El quiebre social que hay trasciende el tema político-partidario. Es un tema cultural y en ese aspecto como sociedad, ¿qué camino agarramos?
Tenés que apuntar a muchas cosas. Una cosa muy importante tiene que ver con la formalización. Formalizar a quienes están excluidos empezando por lo básico, la tierra, que el tipo sea dueño de su casa. Hay un montón de gente que no quiere porque si lo formalizan tienen que empezar a pagar. Hay que convencerlos de las ventajas que eso tiene. Así estaría integrado, tendría el título de su casa, pedir un préstamo en un banco para poner un taller o un almacén, etc. Así se sentiría satisfecho de sí mismo, lo estarías integrando y dando dignidad. Otra parte que juega un papel importante es la escuela como medio socializador. La escuela retiene y da de comer a los gurises. Esperamos también les den una buena educación, pero ¿qué pasa con los padres? Cuando el gurí vuelve de la escuela en algunos casos se deforma lo que se pudo haber formado en la escuela. Ahí tenés un problema que es cultural. Ahí hay muchas cosas para trabajar. También hay mucho estigma, se asocia la delincuencia a la pobreza y la zona marginal. En esa zona hay muchísima gente de bien. Hablando con un policía en un asentamiento, fuimos a visitar su casa y nos decía que agarra a un chorro que le dice: “Vos trabajás veinte horas como un gil y no ves a tu mujer ni a tus hijos. Yo… al revés, laburo cuatro horas y estoy veinte horas en casa. Lo que ganás por mes es lo que valen las bases mías, que las consigo choreando”. Es un problema que no es de pobreza.

Somos pocos y nos conocemos todos. ¿Es tan difícil detectar quiénes son?
No. En la cadena de mando hay mucho cortocircuito.

¿Estás hablando de corrupción?
De decisiones que no llegan a destino o de gente que se entera que va a pasar tal o cual cosa. La gente sabe dónde se mueven en cualquier barrio. Además, hay mucho miedo.

Se les paran de punta las madres a los profesores y a los adscriptos y los encaran con: “Te rompo todo”.
En nuestra agrupación hay un muchacho que es profesor de historia en Secundaria y daba clases en barrio Lavalleja. Cuando les decía a los muchachos que se venían los escritos, los alumnos le decían: “Profe, mire que sabemos que viene en el Gol blanco… no se haga el vivo”. Un día salió y tenía una navaja clavada en una rueda. Tuvo que llamar al Automóvil Club y el Automóvil Club no quería ir. El policía le decía: “Yo te miro de acá, afuera no puedo salir porque tengo que cubrir el 222 acá adentro”. Ahí tenés muchachos que están motivados por el contexto y no saben lo que son los límites.

El exitoso es el narcotraficante, el chorro… y tampoco ven que el que labura es exitoso.
Exacto. Estamos manejando unos estudios que dicen que quienes terminan el liceo no ganan mucho más que los que no lo terminan. Entonces, ¿cuál es el incentivo que tienen? Cuando dimos la discusión con el aborto, un discurso de algunos fue que el aborto clandestino condena a los más pobres. Están equivocados. Tener un hijo en determinado contexto es un rol social, tienen algo que es de ellos. Son unas madres imponentes… algunas son unas yeguas, pero tenés ahí toda una concepción social que tenés que atender y que es un tema cultural. También desde el sistema educativo, tenemos que ponernos del otro lado, porque ¿qué hace el sistema educativo para retener a los gurises? Deberíamos de darles de comer en el liceo porque con la panza llena se estudia mejor, pero ¿no deberíamos de estar revisando todos los planes? Estoy de acuerdo que en hay que dar una currícula estructurada, que tenés que tener una cultura general que te sirva. Ahora, ¿no hay que buscar otras alternativas? Más oficios, más expresión artística para que los tipos descarguen por otro lado, más deporte. Lo mismo con otras cosas más mundanas pero muy importantes. Un montón de cosas que deberíamos de ir incorporando. Son cosas que al tipo le van a servir. Abrir el campo de manera que sea más atractivo, si no es muy encorsetado en todas las estructuras del estudio. Llega un momento que te embolás y no tenés incentivo.

¿Cuánto pesan los medios de comunicación en esta cuestión cultural?
Son muy importantes. Con la expansión de Internet y las redes sociales, los medios grandes van a ir perdiendo ese poder imponente que han tenido. Nosotros somos la generación XZ. Veo a los nuevos muchachos y algunas cosas que comparto y otras que no entiendo nada, pero una de las cosas que me parece es que los informativos ya no los mirás en la tele, sino que los mirás en Internet. No satanizo los programas… no miro a Tinelli pero por algo lo mira mucha gente. Todo el mundo tiene derecho a mirar lo que se le antoja. Otra cosa que le critico a parte de la izquierda (a Mujica y Olesker) es que pretenden que la gente haga lo que ellos consideran que está bien o que vivan como ellos entienden que tienen que vivir. No pretendo que la gente se ponga a mirar documentales.

¿En el sistema político no hay miedo de ponerse a debatir la adjudicación o la programación de los medios?
No hay que debatir los contenidos. En esta concepción republicana que tengo creo en que cada cual tenga la posibilidad de difundir lo que quiera y de mirar lo que quiera. El mejor poder que tiene el individuo es el control remoto. Si no me gusta nada, apago la tele. El Estado no me obliga a tener la tele prendida.

Pero las ondas son adjudicadas por el Estado.
Y si mañana el Estado quiere adjudicar más ondas para que haya más diversidad, a mí no me parece mal. Cuanta más libertad tenga el individuo para poder elegir… ¡adelante! Ahora… ¿quién es el Estado, el presidente, el ministro, etc. para decir que algo no lo pasen? No creo en esos censores y va a en contra de lo que es la libertad de expresión y la libertad de que cada uno elija lo que quiera. Prefiero que apaguen la tele y agarren un libro. Me parece mucho más saludable para que saquen sus propias conclusiones y para que discutan con el tipo que está leyendo, pero si quieren ver TV por el tema por el entretenimiento… está bien.

No regular contenidos pero sí se puede regular la distribución de ondas, es más democrático.
Sí, pero ahora hay un tema con la televisión digital con Movistar, Claro y todo esto. Es un tema de lógica competitiva… si hay más oferentes, me parece que gana el usuario que en definitiva es el fin de todo esto porque van a ofrecer un mejor producto a menor precio. Parece que la televisión abierta se rige por lo que la gente consume, entonces hacen eso. No es algo que hacen porque sí, lo hacen porque tienen rating.

¿Sos religioso?
No. Mi religión es la aurinegra. “Vos sos mi vida y religión… yo te venero”. Fui bautizado a los cinco meses y me hicieron tomar la comunión obligado. Con el tiempo fui descreyendo de la iglesia. La teología de la liberación ayudó bastante para que fuera descreyendo de la iglesia.

¿Sos masón?
No, me invitaron pero nunca fui porque a los que me invitaron les he dicho que me convenzan y hasta ahora no me han convencido.

¿Qué vas a hacer en el 2014?
Campaña electoral para ganar la interna. En Vamos Uruguay, al competir en la interna, competimos para la lista. Si te va bien podés aspirar a ir al Senado. En el 2009 resolvimos que Pedro armara la lista del Senado, cosa que él no quería porque es un dolor de cabeza importante. Ahí el hizo una ecuación entre votos y cualidades.

¿Quién es tu mayor competidor en Montevideo?
Competir, competimos todos. Todos son competidores porque si pensás en los tipos que hoy están sentados en el Parlamento y tenés tipos que no están sentados allí pero te vienen con una buena maquinaria electoral y te juntan votos porque en las grandes ciudades (Montevideo, Canelones, etc.), los votos son de Pedro.¿Cuántos amigos puedo tener que no voten a Pedro y me voten en la interna? Los cuento con los dedos de una mano. Lo mismo les pasa a Ope, a Amado, Vázquez, etc. No somos Roberto Carlos, no tenemos muchos. Los votos son de Pedro.

¿Te gustó más la Junta que el Parlamento?
Son distintos. Me gustó mucho la Junta, es una experiencia muy buena. En la Cámara se nota, vos ves quiénes pasaron por una Junta Departamental y quiénes no.

¿Los ediles tendrían que ser pagos?
Sin dudas. Eso es un absurdo que viene desde la Constitución del año 30. Además, hemos cometido otro absurdo en el 2009 cuando se votó la ley de descentralización que dice: “El alcalde que podrá ser remunerado (tampoco dice que tiene que serlo), y los otros no”. Primero, si los ediles no son remunerados, el alcalde no debe serlo. Aceptando que lo sean, que sean los cinco remunerados porque tenés un sheriff que es el que está todo el día ahí (en Montevideo se lleva ochenta palos), entonces los otros la miran de afuera. El Parlamento es distinto y para mí es el principal poder del Estado. Podés tener un Poder Ejecutivo pero si no tenés Poder Legislativo, no tenés democracia. Podés tener un Poder Judicial, pero si no tenés un Poder Legislativo no tenés democracia. Es el principal Poder. Debería estar mucho más fortalecido.

¿El Poder Judicial no necesitaría otro mecanismo de elección o de democratización, como existe en otros países?
He pensado en el tema presupuestario, que debería de ser independiente del Poder Legislativo y del Poder Ejecutivo. Que tenga su propio presupuesto y lo maneje. El tema de cómo se eligen, no lo he pensado. Hay experiencias en el mundo que son negativas, como la de Estados Unidos donde al fiscal lo elige el poder político directamente y ni hablar de Argentina. Creo que dentro de todo se hace con venia del Parlamento, se hace con consenso y con individuos que tienen que tener determinadas cualidades. El sistema electoral uruguayo es algo que debemos reivindicar todos los días porque no se valora. La gente vota y no se valora.

¿Te parece correcto que el voto sea obligatorio?
Sí.

 ¿No es más democrático que la gente vaya libremente?
Tengo mis dudas, porque si la gente no entiende que todos somos animales políticos… 

¿La libertad para los medios de comunicación sí y para el voto no? Como liberal te estás contradiciendo.
No, porque la República se gobierna con el pueblo gobernando y el pueblo gobierna votando. Entonces, como ciudadano no puedo cruzarme de brazos y decir que no ejerzo mi deber de gobernar. Cuando la persona pone su voto dentro de la urna, está gobernando.

Y los medios de comunicación, ¿no gobiernan?
No, son un instrumento para transmitir mensajes.

¿Como político no te inciden para tomar una decisión?
Para nada. Que me muestren casos policiales, cuestiones de la economía… me están mostrando algo que pasa, no lo están inventado. Te cuento algo mediático, si el gerente deportivo de Peñarol se agarra a piñazos con un hincha en Los Aromos y los medios lo difunden, ¿la culpa es de los medios o de los que se agarraron a piñazos? Si dejo de leer el medio que lo publica, estaría reduciendo mis posibilidades de informarme. Quiero que existan todas las posibilidades de informarse y que cada cual después saque su visión.

Ibas a decir algo del sistema electoral.
En contra de los yanquis, porque se dice que la democracia más vieja del mundo es la estadounidense y tiene un sistema electoral que es un desastre y nosotros tenemos un mejor sistema que el de ellos. En 2010 fui con una delegación de varios países de Latinoamérica al Instituto JFK de Harvard para hablar de política. La directora del Instituto comienza a hablar del sistema electoral yanqui diciendo que siempre hay fraude en las elecciones de Estados Unidos y lo dice de una forma natural. Cuando viene la parte de preguntas, le digo que vengo de un país chico y nos preciamos y reivindicamos que el que gana, gana y los que pierden aceptan que ese ganó y nadie lo pone en duda. Me alarmó lo que la directora dijo y ella me respondió que sí, pero eran pequeñitos los fraudes pero como el presidente siempre gana por amplia mayoría, no hay problemas. Excepto en el año 2000 cuando la Corte Suprema Federal tuvo que definir… nada más, ni nada menos… y lo que vino después.




PERFIL:


Nació el 31 de enero de1978. Vive en pareja hace unos cuantos años y su compañera está terminando la carrera de Ciencias Económicas. No tiene hijos. Su familia vivía en Maroñas y a los cuatro años se mudaron para Maracaná, donde aún vive. Su padre es un siete oficios y está en trámites para jubilarse, su madre fue empleada doméstica. Hijo único. Es hincha y socio de Peñarol. Nunca fumó marihuana. Fue a la escuela Nº 188 y a la UTU de Paso de la Arena. Después pasó al liceo 24, luego lo agarró la reforma de Rama y terminó en el Bauzá.