jueves, 18 de febrero de 2010

Recomiendan más educación para futuras madres y padres


ENIA. SÓLO UNA DE CADA TRES EMBARAZADAS SE CONTROLA DESDE EL PRIMER TRIMESTRE

Proponen mejorar el acceso a los servicios de salud.

Por Matías Rótulo

Una de cada tres embarazadas de los sectores más pobres, comienza a controlar su embarazo en el primer trimestre. Así lo revela la ENIA (Estrategia Nacional de la Infancia y la Adolescencia), que propone mejorar las condiciones de acceso a los servicios de salud de las embarazadas pero también a alimentos, información sobre prácticas alimenticias y servicios de calidad de apoyo a las mujeres y sus compañeros.
Por otro lado, se cree necesario aumentar los servicios en educación para las parejas con el fin de apoyarlos a la hora del parto y los primeros meses.
La iniciativa abarca el período 2010-2015 y demanda "equidad a una adecuada alimentación, cuidados sanitarios, estimulación temprana y educación inicial al comienzo de la vida y durante la primera infancia". Para eso reclama el acceso generalizado a "servicios de cuidado de calidad desde la gestación".
Mientras, en su informe de los Objetivos del Milenio, Unesco destaca la necesidad de contemplar el cuidado de la salud y el acceso a los servicios de las embarazadas más vulnerables. El Hospital Pereira Rossell informó en 2009 que más de 4.400 niños nacen prematuros anualmente.
Cada 9 de setiembre en nuestro país se busca crear conciencia sobre la importancia del correcto control durante el embarazo, en el "Día Nacional de Prevención de la Prematurez". Según ENIA el Estado uruguayo debe dar prioridad a la atención del déficit nutricional, así como a cuadros de anemia, sífilis "y otras afecciones que se traducen en menor peso y prematurez".
Ya en 2008 se planteó la preocupación de la autoridad sanitarias, por el bajo control de las embarazadas. "Uruguay tiene malos controles de embarazo, lo que no quiere decir que el equipo de salud sea responsable. El buen control le corresponde a la mamá embarazada, el equipo debe tratar de concientizar", dijo por entonces la ministra María Julia Muñoz.

EDUCACIÓN

El tema educativo, la conciencia de la embarazada y su familia, pero también el sistema de salud, apuntan a la mejora que propone la ENIA al año 2015. Dentro de los objetivos planteados se propone "que todas las embarazadas transiten su embarazo en adecuadas condiciones de salud, dando a luz niños y niñas sanos, acompañadas de su pareja y pudiendo desarrollar proyectos de vida".
Dentro de las metas establecidas se encuentra el bajar la tasa de mortalidad materna a 0,7 por 10.000 nacidos vivos y de esa forma acoplarse a las recomendaciones internacionales.
Según explica la ENIA "en los sectores más pobres, la tasa de mortalidad materna no supera más de un 10% a la de los sectores pobres". Por eso propone como meta a 2015 que el 95% de las embarazadas controle su embarazo desde el primer trimestre, como mínimo seis veces.
A su vez plantea que "más del 90% de las embarazadas, y más del 50% de los padres pertenecientes a sectores pobres, participen en las actividades educativas de preparación para el parto y los roles paterno y materno".

Publicado en La República 3540